top of page

A.Schubert, el agustino asesinado en Dachau que combatió el nazismo "con valentía"

En la hermosa iglesia agustiniana de Santo Tomás Apostol, en el casco antiguo de Praga, tuvo lugar la sesión de apertura del proceso de beatificación o declaración de martirio del Siervo de Dios Agustín Schubert, sacerdote profeso de la Orden de San Agustín que fue asesinado in odium fidei en el campo de concentración de Dachau en 1942


Con la celebración de las Vísperas, presididas por monseñor Jan Grauber, Arzobispo Metropolitano de Praga y Primado de la Iglesia en la República Checa, se alabó a Dios por el don de la vida y el testimonio de Schubert, orando junto a los parroquianos y devotos de su figura por la buena marcha de la causa de esta primera parte del proceso.


Tras la acción litúrgica se desarrolló la primera sesión de la investigación diocesana en el convento de Santo Tomás. El arzobispo Graubner fue el encargado de presidir la sesión en la que tanto los miembros del tribunal como el postulador general de la Orden de San Agustín prestaron juramento de decir toda la verdad relativa al investigado. A este mismo juramento se sumaron también los miembros de la comisión histórica, encargada de su buen hacer al P. William S. Faix OSA.


También estuvieron en la ceremonia el obispo auxiliar de Praga, monseñor Zdeněk Wasserbauer, quien es el delegado especial del arzobispo para la buena prosecución de la causa. Junto a ellos, los hermanos agustinos de la comunidad de Praga con el superior provincial de Bohemia a la cabeza, el colaborador en la postulación, el padre Juan Provecho OSA y el P. Josef Sciberras OSA, Postulador General de la Orden, quien contaba vía Facebook "la alta presencia de feligreses y devotos de Schubert, cuyo testimonio y fama duradera de martirio, cuya valentía a la hora de denunciar el mal de su tiempo", son, en palabras del P. Sciberras, "una invitación constante a la fidelidad evangélica".


Semblanza del P. Schubert, por nuestro querido y añorado hermano Paul Graham OSA


A.Schubert nació en Praga en 1902. De etnia mixta, su padre era de origen alemán y su madre checa. A instancias de su progenitor, estudió en la Universidad Alemana de Praga, donde se doctoró en Filosofía. Su profesor quería que entrara en la facultad, pero Schubert tenía otros planes.


Como miembro de un movimiento estudiantil católico, él y sus amigos conocieron a los agustinos en la iglesia barroca de Santo Tomás de Praga, donde tenían lugar algunas de sus reuniones. Durante una acampada, un grupo de ellos decidió unirse a los agustinos, incluido Schubert, amante de la diversión y guitarrista. Su sueño era formar parte de la renovación de la Iglesia en Bohemia, así como de la Orden agustiniana. Tras estudiar en Alemania, Schubert fue ordenado sacerdote en Praga el 20 de enero de 1929.


Rápidamente se labró una reputación de predicador convincente y se convirtió en director espiritual de un movimiento atlético llamado Orel, "águila" en inglés. Checoslovaquia era por aquel entonces una democracia incipiente, y las organizaciones juveniles como Orel eran un vehículo para la identidad nacional y la evangelización de la juventud. En su revista de 1938, ante la agresión nazi, Schubert escribió: "Debemos recordar a la nación los derechos inalienables que Dios tiene para nosotros, derechos negados pero no erradicados: el imperio de la ley, la dignidad de la familia, la educación y la integridad de la nación".

En octubre de 1938, el ejército nacionalsocialista invadió los Sudetes, en el norte de Checoslovaquia, y los anexionaron a Alemania. Mientras tanto, Schubert comenzó a utilizar su púlpito tanto para llamar a la gente a volver a Dios como para hablar de la injusticia de la invasión alemana. Justo antes de que los nazis golpearan las aceras de Praga, Schubert dio un conmovedor sermón en la catedral de San Vito con una llamada a la oración: "Rezando no debilitamos a la nación. Una parte de ella debe tener los puños cerrados, otra parte las manos cruzadas en oración...".


Tras la invasión del resto de Checoslovaquia en marzo de 1939, Schubert se convirtió rápidamente en una piedra en el zapato de las autoridades alemanas. Acabó siendo detenido el 30 de agosto de 1940, cuando la Gestapo irrumpió en el monasterio contiguo a la iglesia.


El Provincial y amigo íntimo de Schubert, Bonaventure Czerny, preguntó al oficial de arresto el motivo de su detención. “Tenga la seguridad -dijo el oficial- de que tenemos tanto material contra él que no tiene que contar con su regreso. Agita en el púlpito, corrompe a la juventud y subvierte la idea del Reich”.


0 comentarios

Comments


bottom of page